NACIONAL


El reciente apuñalamiento a un guía turístico cerca de la Plaza de Armas dejó de manifiesto el riesgo que se corre al visitar lugares capitalinos.

Los años han cambiado para mal la capital de Chile. La principal arteria de Santiago no luce como antes. En el bandejón central de la Alameda, en vez de una bella vegetación, se ven distintas carpas con personas viviendo en total informalidad.

El Paseo Ahumada, además, no representa un lugar para el descanso familiar, precisamente, tomado muchas veces por el comercio ambulante.

Así, se ha visto con horror lo ocurrido con un guía turístico apuñalado recientemente al intentar frustrar un robo del que era víctima una de sus clientes, cerca de la Plaza de Armas.

“Está en observación, porque recibió una puñalada muy cerca del pulmón”, comentó Matías Carrère, gerente comercial de CTS Turismo, donde se desempeña el herido.

Asimismo, se refirió a la situación del lugar que debiera ser un gran foco de interés turístico, donde los visitantes disfrutaran sin preocupación, al estar en el corazón de la capital chilena.

“El gran problema que tienen los guías en la Plaza de Armas es que ellos llegan y no están más de 15 a 20 minutos (…) pero como no hay un estacionamiento asignado para turismo (…) los guías con los turistas tienen que esperar un montón de rato o tienen que caminar varias cuadras, y ahí es donde los delincuentes los identifican”, advirtió.

“Los turistas cuando pasan por Santiago, no quieren ir al centro de Santiago, donde está el valor histórico, donde está la riqueza cultural que podemos mostrar a un turista”, agregó el gerente de la empresa, según informa radio Bío Bío.

En esa línea, comentó que cuando algún pasajero quiere ir -por ejemplo- al Mercado Central, ellos le dicen que no están yendo ahí, “porque hoy es extremadamente peligroso. Hemos tenido muchos asaltos”.

“Nosotros teníamos grupos de 15 pasajeros normalmente, o 20, que llevábamos a la Plaza de Armas. Hace mucho tiempo que solo lo estamos haciendo de manera panorámica, o sea, ni siquiera se bajan del bus, solo les permitimos mirar los lugares, les indicamos ahí está la catedral, la municipalidad”, precisó.

Por su parte, la presidenta ejecutiva de Federación de Empresas de Turismo de Chile (Fedetur), Helen Kouyoumdjian, tuvo una afirmación que parece paradójica.

“Lamentablemente, no invitaría a los turistas a visitar Santiago”, reconoció, según publica radio Pauta.

Eso, “hasta que no tengamos condiciones garantizadas de seguridad”, añadió.

Cabe precisar que, en noviembre pasado, La Tercera informó también de las alertas del Departamento de Estado de EE.UU. a turistas que viajan a Chile, entre las que se pide a los connacionales tener cuidado al recorrer las cercanías del cerro Santa Lucía y San Cristóbal, el Mercado Central, la Plaza de Armas, Bellavista y el Barrio Lastarria, “u otros sitios turísticos populares, ya que los carteristas y atracos ocurren con frecuencia”.

 

Cápsulas Constitucionales

Suscríbete a nuestro newsletter

NewsLetter

Recibirás la información del mejor diario digital del país.

Completa este formulario de inscripción y recibirás nuestro newsletter




    * Todos los campos son requeridos.

    Un momento...

    Muchas gracias por suscribirte.

    Pronto empezarás a recibir en tu correo el NewsLetter de el Diario de la Educación.