NACIONAL


Misión técnica de la Unesco visitó la zona hace unas semanas, instancia en la que organizaciones sociales y de vecinos plantearon a los profesionales evaluar la declaratoria de Zona en Peligro.

Una misión de profesionales del Centro del Patrimonio Mundial de la Unesco visitó la zona patrimonial de Valparaíso entre el 7 y 11 de noviembre, con el objetivo de brindar al gobierno y a la Corporación Municipal de Administración del Sitio de Patrimonio Mundial “asesoría técnica que ayude a orientar futuras prácticas y estrategias de gestión, conservación y protección del valor excepcional del sitio”.

El marco de esa instancia exploratoria fue la colaboración ofrecida por la directora general de la UNESCO durante su visita oficial al sitio del Patrimonio Mundial “Barrio histórico de la ciudad portuaria de Valparaíso”, que tuvo lugar en mayo de 2022. Sus resultados y conclusiones serán parte relevante de un informe que Chile tendrá que presentar a la UNESCO en el contexto de la 46ª sesión del Comité del Patrimonio Mundial, que tendrá lugar a mediados del 2023.

La visita estuvo liderada por el jefe de la Unidad de América Latina y el Caribe del Centro del Patrimonio Mundial de la UNESCO, Mauro Rosi, y el experto internacional Ignacio Arriola, quienes mantuvieron una serie de reuniones, tanto con autoridades, como con organizaciones civiles, sindicatos, universidades y actores relacionados con el sitio patrimonial.

En ese contexto, es que organizaciones sociales y vecinos expusieron su preocupación por el estado de conservación del sitio Patrimonial Mundial de Valparaíso y por ello, plantearon la necesidad de inscribir a Valparaíso en la lista de Patrimonio Mundial en Peligro.

Así lo expuso Eduardo Cueto, presidente de la junta de vecinos N°79 de Cerro Cordillera, quien, tras la reunión con los expertos, indicó que “Valparaíso le mostró su peor cara a la visita internacional de Unesco. A mi parecer, (Valparaíso) debiera pasar a esa lista (de Patrimonio Mundial en Peligro), ya que necesitamos urgentemente un cambio en las políticas y protocolos en cómo se trabaja en el sector patrimonial”, según informó La Tercera.

Otro de los participantes de esas reuniones fue el director de Licenciatura en Arte y Conservación del Patrimonio de la Universidad San Sebastián, Carlos Maillet, quien indicó que, si la Unesco accediera declarar a Valparaíso como zona en peligro, el perjuicio para la zona sería mayor que lo que existe actualmente.

“Nombrar un sitio en riesgo implica una acción política, es más perjudicial para el sitio que una llamada de alerta para Chile. Lo que está proponiendo la gente es dejarlo en más riesgo, ya que cuando se nombra un sitio patrimonial en peligro, sacarlo de esa categoría es tremendamente difícil. En verdad es desahuciarlo, dicho coloquialmente”, indicó Maillet.

Agregó que el camino correcto es coordinar mesas que ya están instituidas con acciones claras, que pueden no ser tan visibles, pero que están trabajando para mejorar la gestión del sitio patrimonial.

Respecto de las conclusiones que debe presentar la Unesco sobre su visita y los antecedentes recopilados, Maillet descartó que la zona patrimonial esté en condiciones de ser declarada en peligro. “Cuando la Unesco pone un sitio en peligro es un efecto ya terminal y Chile es un país que en este minuto no cuenta con herramientas para hacer frente a eso”.

 

Cápsulas Constitucionales

Suscríbete a nuestro newsletter

NewsLetter

Recibirás la información del mejor diario digital del país.

Completa este formulario de inscripción y recibirás nuestro newsletter




    * Todos los campos son requeridos.

    Un momento...

    Muchas gracias por suscribirte.

    Pronto empezarás a recibir en tu correo el NewsLetter de el Diario de la Educación.